Escuela Inicial y Primaria Unión Alto Sanibeni

Ubicación: Comunidad Nativa Unión Alto Sanibeni, Pangoa, Junin. Perú.
Dirección de proyecto: Asociación Semillas para el Desarrollo Sostenible
Financiamiento: Costa Foundation
Promotor: Volcafe Speciality Peru (VSP) Generaciones
Arquitectura: Marta Maccaglia, Raúl Arancibia, Giulia Perri, Susanna Olivieri, Gonzalo Díaz Arrieta
Ingenieria: Patricio Cevallos, Carlos Barreda
Coordinador interinstitucional: Roberto Ortiz (VSP Generaciones), Reena Eddiks (VSP Generaciones)
Cooperación: Comunidad Nativa Unión Alto Sanibeni, Municipalidad Distrital de Pangoa, Municipalidad Provincial de Satipo.
Gestión comunitaria: Jonh Mahuanca Casancho y Casandro Virgilio Mahuanca
Equipo de obra: Javier Garcia Paucar, Elias Martinez Ramos

El proyecto se encuentra ubicado en una comunidad nativa Ashaninka en la selva central de Perú, una de las áreas que han sido fuertemente afectadas por el conflicto armado en los años ’90. El conflicto armado generó la migración de esta población a otras zonas del Perú y a partir del 1998 la comunidad ha vuelto a repoblar este territorio y ha fundado su primera escuelita. Sin embargo los muchos años de funcionamiento, la escuela se encontraba en completo estado de abandono. Frente a este complejo contexto, en el proyecto se busca desarrollar estrategias acordes al territorio y su población para la mejora del servicio educativo y la vida comunitaria. La escuela beneficiará alrededor de 200 niños y 1000 habitantes de la misma comunidad y comunidades cercanas. El proyecto consta de 3 bloques bajo una única cubierta. El programa consta de 6 aulas para la primaria 2 para la inicial, servicios higiénicos con cambiadores, almacenes, cocina y una biblioteca. Los amplios pasillos quieren ser espacios de usos y el gran espacio libre central quiere ser plataforma para que se desarrollen actividades diversas. Se propone una estructura mixta en hormigón armado y madera. La gran cubierta central deja la posibilidad de construir un segundo piso, para una expansión futura. La escuela se va adaptando al terreno en desnivel y hacia sur-este el edificio pasa a ser de dos pisos en los módulos laterales y de tres en el módulo central.Desde la arquitectura, la escuela busca promover el uso de espacios polivalentes, espacios de encuentro inclusivos y de interacción comunitaria entre niños y adultos.

Más información: informe sobre los talleres participativos (DRP).